Telemonitorización

Ejemplos de dispositivos existentes para la telemonitorización

Según la patología del paciente a telemonitorizar existe una amplia gama de dispositivos


Según la patología del paciente a telemonitorizar existe una amplia gama de dispositivos o sensores acorde con las necesidades específicas de cada persona. Actualmente hay una gran variedad de sensores periféricos cuya principal diferencia con los dispositivos tradicionales es que se pueden comunicar con el terminal de telemedicina.

Estos sensores periféricos están comunicados por medio de tecnologías como bluetooth, o por infrarrojos, con el terminal principal de monitorización, que se encarga de transmitir estos datos de forma remota.

Entre los dispositivos periféricos más habituales encontramos.

Esfigmomanómetro

El esfigmomanómetro digital es un dispositivo automático de oscilometría que permite la monitorización no invasiva de la presión arterial. Ofrece al profesional sanitario un dato fiable. Está compuesto, además de un brazalete, del monitor en sí, en cuya pantalla se puede observar el resultado.

La Báscula

La báscula tradicional se moderniza, ya que saber el peso corporal es una útil herramienta en el control de enfermedades como la obesidad y ciertas enfermedades cardiacas (indicador de retención de líquidos). La báscula digital es un dispositivo muy común y sencillo de manejar que ofrece en pocos segundos resultados fiables que son transmitidos al terminal de telemedicina para su envío al profesional sanitario.

Pulsioxímetro

La pulsioximetría es la medición del oxígeno (O2) transportado por la hemoglobina (Hb) en el interior de los vasos sanguíneos. Se trata de una técnica no invasiva muy útil en la monitorización de personas con enfermedades respiratorias. Los aparatos empleados para su medición se denominan pulsioxímetros, dispositivos que muestran, además, el ritmo cardiaco en latidos por minuto.

El Termómetro

La temperatura corporal es un buen indicador de posibles complicaciones, como infecciones. El termómetro digital es el dispositivo más comúnmente utilizado para la medición de la temperatura.

Glucómetro

La monitorización frecuente de los niveles de glucemia es fundamental para el control de la diabetes. El glucómetro es un dispositivo de medición que permite obtener la concentración de glucosa en sangre (glucemia) de forma instantánea y sencilla.

Espirómetro

La prueba de espirometría mide los flujos y volúmenes respiratorios y está considerada como imprescindible para el diagnóstico, valoración y seguimiento de enfermedades respiratorias como la enfermedad pulmonar obstructiva crónica. El espirómetro portátil permite la realización de la espirometría en cualquier ubicación, ofreciendo al profesional sanitario resultados como la FEV1, FEV6 o la FVC.

Electrocardiógrafo

El electrocardiograma (ECG) se ha convertido en una técnica fundamental de monitorización para valorar la actividad fisiológica normal del corazón, así como su patología. El electrocardiografo portátil permite la realización de esta técnica de forma sencilla, sin cables ni electrodos visibles, y la transferencia del ECG al terminal de monitorización en pocos segundos.


Ver comentarios
Actualmente no hay comentarios

Deja un comentario